4 min read

8 pasos para un comienzo perfecto del día

rutina matutina - Un hombre atlético medita
Redactora de contenidos & nutricionista
Leyla es nutricionista y escribe artículos relacionados con la alimentación y estilos de vida saludables. Además, se encarga de coordinar nuestros planes nutricionales gratuitos.

Imagina que te sientas en tu mesa un lunes por la mañana y, antes de consultar tu bandeja de entrada del correo electrónico, ya has tachado las tareas más importantes. Has trabajado en tu proyecto del alma o has estado entrenando y te has centrado totalmente en ti mismo. ¿Cómo te sientes? En efecto, te sientes genial, con ganas de comerte el mundo. Una rutina matutina determina tu motivación y productividad para todo el día.

¡Y eso no es ningún secreto! Libros como Mañanas milagrosas de Hal Elrod o El Club de las 5 de la mañana de Robin Sharma predican que la primera hora de la mañana no sólo te hace más productivo, sino también más exitoso en la vida. Levantarse temprano, meditar, hacer ejercicio y formarse son algunas de las ideas que ambos autores dan a sus lectores.

¡Pero no te preocupes! Una rutina matutina saludable no significa necesariamente levantarse a las 5 de la mañana y tomar un smoothie verde. Es importante que encuentres tus propios hábitos y que se ajusten a tus objetivos y prioridades en la vida. Imagina que te regalasen una hora cada día: ¿a qué dedicarías ese tiempo? Te mostramos 8 pasos que te ayudarán a establecer una rutina matutina perfecta para ti. No pienses en cada idea individual como en algo rígido, déjate inspirar. ¿Qué te ayuda a no perder la concentración por las mañanas? * Nuestro Daily Protein + Focus.

1. Toma la delantera

Tu plan para arrancar el día puede ser perfecto si no puedes levantarte de la cama por la mañana. Las bases de una rutina matinal satisfactoria se establecen la noche anterior. Asegúrate de dormir bien por la noche. Los siguientes consejos pueden mejorar la calidad de tu sueño:

  • Evita la luz antes de acostarte: La luz azul de los teléfonos móviles, las tabletas y demás, afecta a tu ritmo de sueño y vigilia al retrasar la producción de la hormona del sueño. Tras estudiar a 10 000 jóvenes, un estudio noruego de 2015 también concluyó que el uso del teléfono móvil antes de acostarse se asocia con un sueño menos reparador.
  • Relájate: Decídete a hacer un poco de yoga o meditar en vez de una agotadora sesión de HIIT justo antes de acostarte. Entrenar con intensidad hace que se liberen endorfinas y dopamina y que cambie tu temperatura corporal. ¿El resultado? Tu cuerpo se activa en lugar de prepararse para el descanso.
  • Cena ligero: Asegúrate de cenar solamente algo ligero y fácil de digerir justo antes de acostarte. De este modo, liberas tu cuerpo para que pueda concentrarse en los procesos de regeneración durante el sueño.

Para obtener más consejos útiles, consulta nuestro artículo sobre la rutina nocturna ideal.

2. Elige tu propio ritmo

Da igual que tu día empiece a las 5 o a las 7 de la mañana. Lo importante es que planifiques el tiempo necesario para todos los componentes de tu rutina matutina. Experimenta con los tiempos, porque no todo el mundo dispone de una hora entera por las mañanas. Presta también atención a cómo te sientes después de la rutina. ¿Te acerca a tu objetivo o te genera estrés? Y recuerda también que una rutina por la mañana que te funcione hoy, puede que no te funcione mañana. Mantente flexible, abierto y sincero y deja espacio para los cambios.

3. Haz la cama

Es la primera tarea del día que puedes realizar en un abrir y cerrar de ojos. Si haces la cama nada más levantarte, te aseguras además de no volver a acostarte en ella.

4. Bebe agua

Para que tu cuerpo funcione a tope durante todo el día, es importante mantenerlo hidratado, especialmente después de dormir. Así que, por ejemplo, tómate un vaso de agua con limón y jengibre o té sin azúcar y conviértelo en parte de tu ritual matutino.

5. Prepara un desayuno saludable

Un desayuno sano y equilibrado es clave para una mañana llena de motivación y productividad. Combina hidratos de carbono complejos y proteínas con vitaminas procedentes de ingredientes frescos. Por ejemplo, ¿qué tal unas deliciosas gachas de chocolate con plátano caramelizado?

6. Vive el momento

Todo sigue muy tranquilo, no suena el teléfono, nadie espera un correo electrónico tuyo. La primera hora de la mañana es ideal para disfrutar precisamente de este silencio. Tómate unos minutos para vivir este momento sin hacer nada. Si te resulta difícil hacer una pausa, prueba con un ejercicio de respiración o meditación.

7. Establece un propósito para el día

¿Con qué energía quieres pasar el día de hoy? Una intención es un propósito consciente que te guía. Lo mejor es anotar tu intención, por ejemplo, en la parte superior de tu lista de tareas.

Tus posibles propósitos pueden ser:

  • Yo decido mis límites.
  • Paso el día con optimismo.
  • Actúo con valentía para acercarme a mi meta.

8. Trabaja en tu objetivo

Al margen de un trabajo de 9 a 5 y de la vida privada, a menudo parece imposible trabajar en los objetivos personales. Quieres seguir estudiando, mejorar tu forma física o leer más. En ese caso, tu rutina matutina es el momento adecuado para trabajar en tu propio proyecto vital.

Para saber más sobre este tema en foodspring:

Article sources
We at foodspring use only high-quality sources, including peer-reviewed studies, to support the facts within our articles. Read our editorial policy to learn more about how we fact-check and keep our content accurate, reliable, and trustworthy.